Actualmente, gracias al exceso de información que existe, deportistas, entrenadores o cualquier persona que realice actividades físicas conocen la importancia de una adecuada alimentación para la práctica deportiva. Esta alimentación deberá ser apropiada al tipo de ejercicio a realizar. Sin embargo, existen ciertos pensamientos erróneos en cuanto a la cantidad de ingesta de alimentos y dicha actividad física. Physiorelax te aconseja que eches una lectura a un excelente estudio sobre hábitos alimenticios relacionados con el deporte [Nutrición y jóvenes deportistas. Comidas antes, durante y después de la competición http://www.efdeportes.com/efd143/comidas-antes-durante-y-despues-de-la-competicion.htm]

alimentacion deportiva

Además de esa lectura, queremos transmitirte que ningún ejercicio físico ayuda a crecer ni a aumentar la estatura: es un mito que colgarse de una barra pueda ayudar a ganar unos centímetros. Sin embargo, si hay que tener cuidado con el levantamiento de gran peso ya que puede detener el crecimiento o atrofiar parte del desarrollo de un adolescente. La fase más activa del crecimiento en la adolescencia se da a los 17 años. Si a esta edad se comienza a ejecutar ejercicios como sentadillas con pesas, press militar, curl de bíceps, etc… es posible detener el crecimiento normal del cuerpo. A la edad de 14 a 18 años, los niveles de las hormonas que responden por el crecimiento muscular son máximos (la testosterona y la hormona de crecimiento).

Cualquier entrenamiento de adolescentes menores de 16 años debe estar acompañado por un entrenador profesional, siendo recomendable levantar el peso que nos permita nuestro propio cuerpo o hacer ejercicios de fortalecimiento.

La regla principal es que la columna de un adolescente de 17 años no debe soportar un peso vertical grande, de hacer lo contrario, las consecuencias pueden conllevar al encorvamiento crónico de la columna o el retraso del crecimiento de la estructura ósea.

El ejercicio más efectivo para adolescentes entre los 14 y los 16 años es la natación. La natación ayuda a moldear un cuerpo en forma de “V” rápida y efectivamente, con hombros anchos, pectorales desarrollados y un abdomen marcado.

Los efectos de las barbaridades cometidas por excesos de cargas en la adolescencia suelen notarse hacia los 40-50 años. Recuerda que puedes sufrir dolores crónicos en la columna o en las articulaciones, y después corregir eso puede ser muy complicado. Nuestras cremas Physiorelax pueden ayudarte a aliviar este tipo de dolores.

A todo lo anterior se debe sumar una nutrición óptima, ya que es uno de los componentes más importantes del entrenamiento deportivo. Un rendimiento de alto nivel sólo puede conseguirse cuando el deportista mantiene un régimen alimentario adecuado durante su entrenamiento y a lo largo de toda la temporada deportiva. Consulta con un especialista en nutrición deportiva y supleméntate correctamente para tener un buen equilibrio alimentación-entrenamiento, más si el deporte está dentro de tu filosofía de vida.